En su origen, el Método Pilates, es un modelo de acondicionamiento físico dirigido al desarrollo conjunto del cuerpo y de la mente de sus practicantes. Desarrollado por Joseph H. Pilates durante la primera Guerra Mundial, este plan combina trabajo de fuerza y de flexibilidad, por lo que mejora el estado basal de los músculos, aumenta el rango de movimiento de las articulaciones y permite un mejor control de la postura y del equilibrio corporal, tanto estático como dinámico. Se trata de una importante ayuda para la prevención de lesiones, puede ser utilizado como medio de rehabilitación y es, sin duda, una herramienta complementaria para la mejora del rendimiento deportivo.

 

Desde BeMOV Fisioterapia en León somos conscientes de la antigüedad del Método Pilates, por eso consideramos necesaria la adaptación de los ejercicios a los conocimientos científicos actuales. En BeMOV Fisioterapia en León desarrollamos un modelo de Pilates Evolucionado en el que la primera premisa es la seguridad de nuestros pacientes y a partir de ella la mejora del rendimiento físico. Al adaptar su práctica clínica a los estudios de biomecánica y fisiología más recientes, hacemos nuestra la frase latina de “primum non nocere” (“lo primero es no hacer daño”), por eso nos apartamos claramente de todos los movimientos forzados y estresantes que, aun perteneciendo al Método Pilates originario, puedan resultar contraproducentes y expongan a la persona a riesgo de lesión. En BeMOV Fisioterapia en León se garantiza el cumplimiento de todos estos supuestos dado que las clases de número reducido son dirigidas por fisioterapeutas y licenciados en educación física con plena cualificación y capacitación al respecto.

 

Las vías para alcanzar el rendimiento a través de la seguridad con el Método Pilates Evolucionado pasan por incidir sobre los músculos estabilizadores, generalmente profundos y menores para, mediante la concentración, el control y la precisión, enseñar a utilizarlos y dirigir la práctica hacia un ejercicio consciente centrado en la estabilización del núcleo (CORE), en la estabilización de la pelvis y de la cintura escapular, en la alineación neutra de la columna vertebral, y en los patrones respiratorios. En la mayoría de los deportes se trabajan principalmente los grandes músculos generadores de movimiento y la musculatura estabilizadora suele ser la gran olvidada, de ahí que en cada tarea se conjuga un trabajo simultáneo de fuerza y flexibilidad para habituar al cuerpo a desarrollar un esfuerzo controlado y de máxima amplitud basado en el principio de Henneman, estabilizar el núcleo para mover las extremidades, centralizar para permitir el movimiento fluido, y adaptado a las capacidades de cada persona.

 

El valor añadido que desde BeMOV Fisioterapia en León creemos que posee el Método Pilates Evolucionado, más allá de la adherencia al ejercicio físico que consigue entre sus practicantes, es que los movimientos que se realizan suelen implicar a varias articulaciones que se coordinan combinando diferentes planos de representación del movimiento asemejándose así a aquellos que se desempeñan en las actividades de la vida cotidiana y en otros ejercicios más enérgicos como puedan ser deportes, hecho que lo convierte en un ejercicio funcional con transferencia óptima para cualquier tarea del día a día.