Motion Guidance es un dispositivo láser de guía visual creado por los fisioterapeutas estadounidenses, Tal Blair y Eric Dikins, con el fin de proporcionar un sistema que ayude a la integración del movimiento correctivo a través del sentido de la vista y permita al paciente obtener información inmediata acerca de las características cuantitativas y cualitativas del movimiento que realiza sin necesidad de recibir excesivas directrices de otra naturaleza que al final son imposibles de gestionar e inducen al error en la ejecución.

 

En la práctica clínica diaria es muy común dar órdenes auditivas y táctiles a los pacientes, pero se sabe que el medio más productivo de aprendizaje es el visual, es más fácil copiar un gesto que se ve que otro del que solo se recibe descripción verbal. El Motion Guidance es una herramienta enmarcada dentro de un concepto de fisioterapia basado en el control motor y el movimiento que pretende ofrecer una serie estímulos más desafiantes y estimulantes que los convencionales para lograr la recuperación.

 

El Motion Guidance genera un foco atencional externo a través de su luz láser que complementa las órdenes de señal interna que recibe verbal o manualmente un paciente para saber las directrices que tiene que seguir a la hora de realizar un determinado movimiento correctamente, con la ventaja de que el paciente obtiene una retroalimentación inmediata basada en la objetividad de lo que ve que está haciendo y de cómo lo está haciendo, pudiendo incluso convertir su práctica en un desafío propio de videojuegos.

 

Este sistema de guía visual es versátil y permite su aplicación tanto en personas que posean pérdida de rango articular y/o desadaptación del movimiento en cualquier estructura corporal, así como en aquellas que deseen mejorar su control motor de cara a un mejor rendimiento deportivo. De este modo, se pueden beneficiar del trabajo con el dispositivo Motion Guidance los siguientes complejos articulares y los músculos que los controlan:

 

  • Columna cervical
  • Hombro
  • Codo
  • Muñeca
  • Columna lumbar
  • Cadera
  • Rodilla
  • Tobillo

 

El valor añadido que damos en BeMOV Fisioterapia en León se basa en que la toma de conciencia de movimiento a la que somete el Motion Guidance a quien lo utiliza garantiza un modelo de aprendizaje que deja huella a nivel de la corteza cerebral, hecho relevante a la hora de conseguir los objetivos que se marcan al principio de cualquier proceso de recuperación fisioterápica ya que permite trabajar la propiocepción y la conciencia posicional de los segmentos corporales desde estadios iniciales de la patología, donde el dolor, la inflamación y la rigidez, entre otros, son los componentes más característicos para desarrollar el miedo al movimiento y generar conductas proteccionistas de inmovilización que agravan el cuadro y que van en la dirección contraria de la recuperación física funcional, hasta estadios finales, donde el perfeccionamiento del control motor permite una ejecución más eficiente del ejercicio o movimiento.